martes, 12 de diciembre de 2017

Tipos de piel del rostro y cuidados



Hola a tod@s!!



¿ Qué tal?. Hoy he pensado hacer una entrada, sobre, los tipos de piel del rostro  y cuidados, porque  conocer nuestra piel, es fundamental y es el paso principal, para un buen cuidado . De este modo, podremos elegir los productos adecuados y que mejor nos vayan.


Lo primero que debemos saber, es que alrededor de los 20 años deberíamos empezar a cuidar nuestro rostro. 

Es a partir de los 25 años, cuando generalmente empiezan a notarse los primeros signos  leves de envejecimiento, apareciendo las primeras arrugas. La regeneración cutánea empieza a ralentizarse.

Al llegar a los 30 años, debemos cuidar la hidratación de nuestra piel y comprar productos anti-edad, ya que es fundamental estimular la producción de colágeno, una proteína básica para conservar la tersura. También deberemos combatir el deterioro celular, con ayuda de antioxidantes.

Los 40 años, se caracterizan, por la pérdida de firmeza, tonicidad, arrugas más marcadas, signos de fatiga en la piel .Todo esto, debido al proceso natural de envejecimiento que se genera por la disminución progresiva de colágeno, responsable de la tersura de la piel, y el ralentizamiento de la renovación celular, que provoca un tono apagado en el cutis.



Pues bien, después de ver cómo funciona el paso del tiempo en nuestra piel, voy a pasar a analizar, los diferentes tipos de piel ,¿cómo podemos reconocerla.?, y sus cuidados.



En primer lugar, está la piel seca y sensible, Se caracteriza por la sensación de tirantez, una tez apagada, rojeces y poca flexibilidad.

Para este tipo de piel, tendremos que buscar productos hidratantes, que nos aporten luminosidad, suavidad y agilidad a nuestro rostro.



Luego está la piel normal o mixta. Se caracteriza por brillos en la zona T( frente, nariz y mentón). Es una piel elástica y suave. Suele tener granitos en la frente y tirantez en los pómulos.
Para este tipo de piel, hay que buscar productos que aporten frescura, limpieza y agilidad a la piel.




La piel grasa, es una piel espesa, con poros dilatados  y  puntos negros.
Si nuestra piel es grasa, debemos utilizar productos especiales para eliminar impurezas. que regulen y eliminen el exceso de grasa, sin resecar nuestra piel.



Pues bien, estos son a rasgos generales, la claves para reconocer nuestro tipo de piel. Esto nos  ayudará a elegir mejor nuestros tratamientos adecuados para el cuidado del rostro. También debemos saber que a partir, de los 30 años debemos empezar a comprar productos anti-edad y ante todo, importantísimo, una limpieza diaria, tanto por las mañanas como antes de dormir, con productos adaptados a nuestra piel.



Esto es todo por hoy, espero que os haya gustado la entrada y sobre todo os haya ayudado. Si tenéis dudas, comentarios o cualquier otro tipo de aportación, lo podéis hacer como siempre, al final de la entrada.



Un saludo y hasta la próxima.