EL HIERRO EN EL EMBARAZO



Hola a tod@s!!

Hoy y siguiendo con el tema del embarazo, voy a hablar de la importancia del hierro en el mismo.

El hierro es un mineral  que cuando se combina con el oxigeno puede causar la hemoglobina, esta es una proteína que se encarga de llevar el oxigeno que llega a nuestros pulmones hasta las diferentes células del cuerpo y la mioglobina que es la que conduce el oxigeno a los músculos. Además, interviene en la síntesis del colágeno, una proteína indispensable para el desarrollo de los huesos, cartílagos y tejidos conectivos

Durante el embarazo el hierro está presente en el torrente sanguíneo de la madre ayudando a que este sea más abundante, cuando una mujer se encuentra embarazada el requerimiento de sangre aumenta en un 50 por ciento, la diferencia es usada por la placenta y por el feto en desarrollo.

Durante el embarazo, el bebé crea sus propias reservas de hierro, por lo tanto es importante almacenar unas buenas reservas desde antes de quedar embarazada.

El riesgo de tener anemia por falta de hierro en el embarazo es grande (se diagnostica en un 75%), porque necesitamos producir mucha más sangre de lo normal y el hierro es el  combustible de esta producción.  Normalmente, la dieta no es capaz de suministrar la suficiente cantidad de hierro que la mujer embarazada necesita.

Es importante  el hierro  durante el embarazo y en período de lactancia .

El bebé va a almacenar el hierro en su hígado y durante la lactancia lo tendrá para tirar de él.



¿Cuándo suele ser más normal que surja  anemia en el embarazo?

En un primer momento, el hierro “sobra” porque se detiene la menstruación y con ella las pérdidas de sangre. Luego comienza la producción extra de glóbulos rojos para nutrir la placenta y al bebé, hasta la semana 25, aproximadamente. Finalmente, durante el tercer trimestre, es el bebé quien absorbe el hierro
.
Debido a la insuficiencia de hierro que suele aparecer  en la dieta de una embarazada, es habitual que las futuras mamás tomen suplementos de hierro a partir del segundo trimestre de su embarazo y durante el tercero. En general, una mujer que llega al embarazo con unas reservas de hierro adecuadas y que no ingiere suplementos durante la gestación, finalizará el embarazo habiendo consumido todas sus reservas.


¿ Cúanto debe ser el incremento de hierro durante la gestación?


Las recomendaciones diarias de hierro son de 12 mg/día para hombres, 15 mg/día para mujeres y 30 mg/día para embarazadas,
La dosis de hierro recomendada en el embarazo, son  30 mg diarios, lo cual supone más del 30% de la dosis habitualmente indicada.
 El tratamiento suele consistir en tomar una fuente adecuada de hierro en la dieta y la ingesta algún suplemento de hierro de entre 60 a 120 mg. diarios. Lo normal es que el médico recomiende a la mujer tomar ese suplemento de hierro para compensar.


¿Cómo se averigua que nos falta este mineral?

Tendrás que hacerte periódicos análisis y chqueos durante los nueve meses de gestación.



¿Qué problemas aparecen debido a una falta de hierro en el embarazo?

 Es más serie de lo que nos parece ya que no solo afecta al desarrollo del feto, sino que puede llegar a causar incluso la muerte de la madre.

Puede generar partos prematuros, bajo peso al nacer, aumento de la mortalidad fetal. Durante el primer año,  puede afectar al retraso en el desarrollo psicomotor del  bebé.,  directamente en  el lenguaje, así como en su personalidad demostrando apatía o falta de interés, cansancio y dificultad en el aprendizaje.

Además una carencia importante de este elemento podría aumentar los riesgos de mortalidad en el posparto. El riesgo de mortalidad materna posparto aumenta significativamente.


¿Cuáles son los síntomas de falta de hierro en el embarazo?

La piel se torna de un color amarillento o pálido, al igual que los ojos y la boca. Además, hay presencia de agotamiento, dolor de cabeza , mareos, falta de apetito, debilidad y cansancio, somnolencia y taquicardia.
Las personas con esta enfermedad también pueden presentar síntomas como irritabilidad, falta de aire, llagas en la lengua,  hinchazón de pies, aumento en el tamaño del hígado, problemas para la cicatrización de las heridas y una  bajada considerable en el sistema inmunológico


¿Qué alimentos contienen hierro?

Los alimentos que contienen hierro son leches enriquecidas con sulfato ferroso; los pescados y mariscos (como mejillones, almejas, sardinas, calamar, pulpo, langostinos); las legumbres y cereales (garbanzos, lentejas, porotos, arroz y pan integral, soja); las verduras y frutas (acelga, espinaca, ajo, brócoli, perejil, remolacha, puerros, frutillas), las carnes rojas (especialmente de vaca y cordero); el pollo; yema de huevo; y los frutos secos o deshidratados. 

Según su origen, el hierro se clasifica como hémico y no hémico: el primero es de origen animal, y el segundo es vegetal.
El hierro hemo presente en alimentos de origen animal como vísceras, carnes, pescados y mariscos (almejas, ostras); y el hierro no hemo, que se encuentra en los alimentos vegetales como legumbres, frutos secos, verduras verdes o cereales enriquecidos en hierro. La yema de huevo, aunque es un alimento de origen animal, contiene hierro no hemo.
En el hierro hemo, el cuerpo absorbe bien esta forma de hierro.

En el hierro no hemo, el cuerpo no absorbe tan bien esta forma de hierro.

 No obstante, esta absorción puede ser estimulada por el consumo de alimentos ricos en vitamina C (por ejemplo: una naranja de postre) durante la misma comida.

 Es importante consumir Vitamina C (perejil, naranjas,pimiento rojo, limones...) para fijar el hierro. En cambio la Vitamina D, interrumpe la absorción de hierro ( lácteos, huevos, pescados azules...).


¿Qué se puede hacer para mejorar la absorción del hierro?

Debemos limitar la ingesta de té y de café, ya que dificultan la absorción del hierro. Hay factores que dificultan la absorción del hierro como ser el consumo de: café, vinagre, té, chocolate, fibras de salvado y avena, los productos de soya y la leche de vaca, cabra etc. 

Es mejor que no utilices salsas que contengan lácteos ni tomes leche o sus derivados en las comidas principales, porque el calcio dificulta la absorción del hierro. La leche, los yogures o el queso tómalos a media mañana, en la merienda o antes de acostarte.

 En cambio, si los alimentos ricos en hierro se mezclan en la misma digestión con alimentos que contienen vitamina C, ésta contribuye a una mejor absorción.

 La vitamina C se encuentra fundamentalmente en todos los cítricos, naranjas, limones, limas, pomelos ,en las frambuesas y el kiwi. En cuanto a verduras, el pimiento crudo -rojo o verde-, el brócoli  la alcachofa, los tomates, las espinacas  las patatas y  la col rizada también son ricos en esta vitamina.


 
  Cómo podemos  comprobar ,es importantísimo el hierro en el embarazo. Por ello, es importante llevar una alimentación rica en este mineral, aunque aparte nuestro médico nos recomiende además tomar un suplemento de hierro
En definitiva, llevar una alimentación adecuada en nuestro embarazo es importantísimo tanto para nosotras  como para nuestro bebé. 
Sólo tenemos que prestar un poco de atención a nuestra alimentación diaria y eso es algo que lo vamos a agradecer siempre. 
Espero que os haya servido de ayuda.Un saludo y hasta la próxima entrada.Besosssssssssssssss.
EL HIERRO EN EL EMBARAZO EL HIERRO EN EL EMBARAZO Reviewed by Mapi Belleza on 3:49:00 Rating: 5

No hay comentarios

Muchas gracias por tus comentarios.